A esta abuela gordita le encanta el pipí de los hombres. Cuando un hombre se mea sobre ella, la zorra se excita y se pone tan cachonda que después se la chupa.



La Gorda

Amante de las Mujeres Gordas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.